Entre el boscaje de oyamel y los cuerpos de agua, el pueblo mágico de Huasca de Ocampo, localizado en Hidalgo, ofrece diversas rutas para los amantes del ciclismo y la naturaleza.

 

Huasca de Ocampo, ubicado en Hidalgo, a dos horas de la Ciudad de México, es uno de los mejores pueblos mágicos de nuestro país. Sus atractivos van desde recorrer sus calles empedradas llenas de artesanías, hasta escuchar sus leyendas nocturnas, visitar el bosque de las truchas y disfrutar el turismo de aventura a bordo de una bicicleta para recorrer todos aquellos lugares de ensueño que no imaginabas tener tan cerca. A continuación te recomendamos algunos imperdibles para tus próximas rodadas.

 

Haciendas a la vista

El conde de Regla, que fue el hombre más rico de la época dorada de Huasca, poseía dos haciendas de gran bonanza y poderío económico, que hoy en día se han convertido en maravillosos hoteles y fastuosos escenarios para llevar a cabo eventos sociales únicos en su tipo, así como paradas obligatorias de los ciclistas que quieran saber más de su historia. Las haciendas de San Miguel Regla y Santa María Regla son parte de un legado cultural que Huasca ofrece en medio del bosque rodeado de barrancas. Aquí encontrarás restaurantes, bares, áreas comunes, amplios jardines, túneles y capillas. Si no eres huésped de estas haciendas, puedes visitarlas en bicicleta y solicitar un recorrido guiado para conocer más sobre ellas y disfrutar su esplendor.

 

Los Prismas Basálticos

La joya de la corona hidalguense es, sin duda, esta increíble formación rocosa que se conoce como Prismas Basálticos, una obra de arte natural que tiene una altura aproximada de 50 metros y se localiza a unos siete kilómetros del centro de Huasca. Y si de pedalear se trata, el visitante podrá subirse a su bicicleta y rodar durante una media hora hasta los prismas y sentir las corrientes de aire frío al adentrarse a estas barrancas naturales que tienen miles de años y que hoy en día son un gran atractivo turístico.

 

El Arquito

Si quieres rodar por el bosque, disfruta este lago y escucha el canto de sus riachuelos. El Arquito cuenta con área de camping, actividades para niños, servicio de alimentos y una pequeña cascada donde podrás disfrutar el contacto directo con la naturaleza. Este sitio se encuentra a sólo cinco kilómetros del centro histórico de Huasca.

 

El Zembo

También a siete kilómetros de Huasca de Ocampo, en este centro ecoturístico el turista podrá encontrar el Bosque del Zembo, una zona de montañas, las Peñas Cuatas, El Jacal, el río Itzatla y su pequeño lago. El lugar cuenta con un centro piscícola, área de columpios, juegos infantiles, zona de camping y tiendas de artesanías. Te recomendamos salir por la mañana hacia este lugar, porque el paisaje lleno de boscaje de oyamel es muy hermoso y porque el calor es muy intenso después del mediodía para las rodadas de montaña.

 

Opciones y recomendaciones de rutas

En este destino se pueden armar diferentes rutas ciclistas, dependiendo de lo que cada persona busque y de su condición física para realizar los trayectos. Hay prestadores de servicios, como los del hotel La Casona Real, que ofrecen varios circuitos: El Zembo, El Arquito, Peña del Aire, haciendas de Santa María Regla y San Miguel Regla y Prismas Basálticos.

De una a cinco personas pueden llegar con este proveedor y rentar las bicicletas, así como contratar las rutas, con guía incluido. Para grupos de más de cinco personas hay que hacer reservación.

 

Precios

Los recorridos van desde 100 hasta 500 pesos, con guía incluido y bebidas hidratantes, y dependen de la ruta que elijas.

El recorrido básico es de un kilómetro, y el más largo, de seis o más. Para las visitas a las haciendas y a los Prismas Basálticos no se incluyen costos de entrada. En cambio, para los ecoparques las entradas ya están incluidas.

Si sólo quieres rodar sin seguir una ruta, puedes hacerlo de manera libre, recorriendo Huasca y sus rincones sin itinerario definido, haciendo las paradas que quieras para conocer a tu modo este encantador pueblito mágico.

 

Para circuitos y rutas ciclistas

Carretera Huasca-San Miguel Regla, Km 0+350, Hidalgo

Teléfono: (771) 792-0684

Correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Página web: www.hotelhuasca.com

Como ya lo dijimos, las haciendas son un tesoro invaluable de Huasca. No dejes de visitar la de Santa María Regla. Su hotel hacienda se encuentra ubicado en el nacimiento de una gran barranca, custodiada por los enormes y fieles soldados de piedra, en medio de este paraje espectacular que representa una de las 13 maravillas naturales de México: los Prismas Basálticos y la famosa Cascada de la Rosa, pintada en 1803 por Alexander von Humboldt y expuesta en el Museo de Arte Británico de Londres.

Ésta es una de las construcciones más impresionantes realizadas por el hombre durante el siglo XVIII, edificada entre 1760 y 1780 por don Pedro Romero de Terreros, conde de Regla.

La capilla de la hacienda Santa María Regla tiene una fachada estilo barroco y posee un acueducto y una mazmorra en la que, en aquella época, se encerraba a los enfermos de viruela y sarampión. En esta antigua construcción existen, además, laberintos y túneles secretos que se utilizaron hace muchos años para la transportación de plata y oro. Se puede acceder a varios de ellos con un guía.

Esta hacienda ofrece a sus huéspedes eventos temáticos, desayunos buffet al aire libre, uso de su original alberca y acceso al bosque para caminatas.

Teléfono: 5938-4858

Correo electrónico: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Página web: www.haciendaderegla.com.mx

 

 


 

* Editora en TourismoGourmet.com, medio digital especializado en turismo gastronómico y estilo de vida.

 

© Voy vengo 2016 Todos los derechos reservados - Política de Privacidad